in

Fiestas de Quito, con el presupuesto más alto de los últimos 6 años

El presupuesto para la celebración de los 487 años de fundación española de Quito alcanzan los USD 2 millones para este 2021. Es la cifra más alta en los últimos seis años.

Al analizar las inversiones en estas fiestas se evidencia que, a partir del 2014, el presupuesto fue cayendo. Ese año, durante la alcaldía de Mauricio Rodas, el Municipio hizo la inyección más alta de las últimas tres administraciones.

Se utilizaron USD 4,8 millones, pues se trajo al cantante Sting, lo que le costó a la ciudad USD 2 millones. Con lo restante se organizó el concierto de Rubén Blades y otras 286 actividades. Las cifras constan en un informe del Observatorio del Gasto Público.

El documento señala que el 2015 las festividades ya tuvieron un presupuesto menor, al igual que en los siguientes tres años. Para el 2019, la situación mejoró y el monto alcanzó los USD 1,9 millones, sin embargo, al año siguiente llegó la pandemia.

Las diferencias entre los festejos del año pasado y las que se tienen planificadas para este son enormes. En el 2020, el 92% de los eventos fueron virtuales debido a las restricciones. Ahora, en cambio, las personas podrán asistir a varios espectáculos, aunque con aforos reducidos. El viernes 19 de noviembre del 2021 el Alcalde lanzará la agenda oficial.

Mientras el 2020 se llevaron a cabo 183 espectáculos artísticos, ahora se tiene planificado realizar 325. El presupuesto de ese entonces fue de USD 500 000, ahora se multiplicó por cuatro.

El concejal René Bedón, presidente de la Comisión de Turismo y Fiestas, explica que, además de las restricciones por la emergencia sanitaria, otra de las razones por las cuales el año pasado se contó con menor presupuesto fue porque el Municipio destinó USD 3 millones que estaba en manos de la Secretaría de Cultura (con los que contaba para realizar varios eventos masivos) para ayudar al sector de la salud a enfrentar la pandemia.

Ahora, con el 70% de la población mayor a 5 años vacunada, y con la intención de impulsar la reactivación, la agenda será más variada, aunque por disposición del COE nacional no se harán los dos desfiles de la Confraternidad.

Leonardo Gómez, director del Observatorio de Gasto Público, considera que más allá de cuánto se gasta, es importante saber en qué se va a gastar para medir la eficiencia de la inversión.

Y reflexiona: “¿De qué nos serviría, por ejemplo, tener un presupuesto altísimo si se van a contratar a dos o tres bandas extranjeras y si eso no se retribuye a la ciudad con un aumento de turismo o con la reactivación en los negocios de las zonas populares?”.

Añade que la única forma de crear mayores ingresos es haciendo más inversiones en sectores estratégicos. Ve positivo el aumento en el presupuesto para fiestas tomando en cuenta las limitaciones y restricciones del 2020, y la crisis institucional (provocada por la salida del anterior Alcalde) que mermó la autoestima de la ciudad. Es clave –dice- recuperar el sentido de pertenencia de los quiteños y promover el turismo para que gente de otras ciudades venga a la capital.

Advierte que, por ejemplo, haber traído a Sting no fue rentable porque no generó ingresos para la ciudad En su lugar, se podría conseguir varios artistas de USD 2 000, siempre y cuando esas presentaciones den un retorno beneficioso para el Distrito. El retorno se mide en la ocupación hotelera, el ingreso de turistas locales o extranjeros y la inversión que realicen las empresas privadas. Eso ocurre poco en Quito y una de las razones es la falta de promoción.

Quito Turismo informó que las fiestas capitalinas no son uno de los principales atractivos para los turistas. El año pasado, debido a la pandemia, llegaron unos 31 000 visitantes vía terrestre y vía aérea. En el 2019 fueron cerca de 105 000.

Esta fecha no se encuentra entre los feriados que generan mayor movimiento. El que encabeza la lista es el de Carnaval. Haciendo un promedio de los visitantes que llegaron a Quito en esa fecha desde el 2015 al 2019, se calcula que arribaron unas 119 000 personas entre nacionales y extranjeros.

Otros datos interesantes de Quito Turismo: en las festividades del 2019 la tasa de ocupación hotelera fue del 35,70% y cada persona se quedó 1,48 noches en los hoteles.

Además, considerando un gasto promedio diario de USD 60 por persona (nacional), y USD 100 por extranjero, los turistas gastaron en ese año cerca de USD 6,7 millones.

Gómez advierte que años atrás, lo que más ingresos generaba era la fiesta taurina ya que aumentaba las ventas de los locales y llegaban visitantes de otras ciudades y países.

Cuando se suspendió se trató de impulsar el Desfile de la Confraternidad, pero cuando se lo dividió para organizar otro en el sur, perdió acogida.

Lo que sí ha logrado dinamizar la economía ha sido el Festival de la Luz que se realiza en agosto y que trae al doble de visitantes que las Fiestas de Quito.

Written by perú despierta

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Perú ganó a Venezuela: el uno por uno de los jugadores de la bicolor, Pedro Gallese sobresaliente

Despedida del año en Times Square será solo para vacunados