in

Los tratamientos cardiovasculares – El Comercio

Contenido patrocinado

Los tratamientos cardiovasculares son la respuesta para controlar o detener el avance de las enfermedades cardíacas.

La enfermedad cardíaca incluye una gran variedad de dolencia que afectan el corazón. Entre las enfermedades cardíacas más comunes está la enfermedad de los vasos sanguíneos, como enfermedad de las arterias coronarias; problemas en el ritmo cardíaco (arritmias); defectos cardíacos de nacimiento (defectos cardíacos congénitos); enfermedades de las válvulas cardíacas; enfermedades del músculo cardíaco e infecciones del corazón, de acuerdo con la Clínica Mayo.

Los síntomas más comunes de este tipo de enfermedades son los dolores de pecho que incluyen opresión del pecho, presión en el pecho y molestia en el pecho (angina de pecho); la falta de aire; el dolor, entumecimiento, debilidad y sensación de frío en las piernas o los brazos si los vasos sanguíneos en esas partes del cuerpo se estrechan; y el dolor en el cuello, la mandíbula, la garganta y el área superior del abdomen o la espalda.

Los tratamientos luego del diagnóstico

El tipo de tratamiento cardiovascular que recibirá el paciente depende del tipo de enfermedad cardíaca que haya sido diagnosticado. En general, el tratamiento para las enfermedades cardíacas a menudo comprende los siguientes puntos.

  1. Cambios en el estilo de vida. Se puede reducir el riesgo de enfermedad cardíaca con una dieta con bajo contenido de grasa y bajo contenido de sal. También se aconseja llevar a cabo por lo menos 30 minutos de ejercicio moderado la mayoría de los días de la semana, dejar de fumar y limitar el consumo de alcohol.
  2. Medicamentos. Si los cambios en el estilo de vida no son suficientes, es posible que el médico recete medicamentos para controlar la enfermedad cardíaca. El tipo de medicamentos que el paciente tome dependerá del tipo de enfermedad cardíaca.
    Muchas veces estos medicamentos, si bien detienen o ayudan a controlar la enfermedad cardíaca, generan también efectos no deseados, como tos seca, cansancio, mareos, fatigas o dolor de cabeza.
  3. Procedimientos médicos o cirugía. Si los medicamentos no son suficientes, es posible que el médico recomiende procedimientos específicos o una cirugía. El tipo de procedimiento o la cirugía dependerá del tipo de enfermedad cardíaca y del grado de daño al corazón. Puede implicar cirugías para la reconstrucción de las válvulas del corazón o su reemplazo. O la instalación de dispositivos como marcapasos entre muchos otros. En cualquier caso, la mejor medida a tomar es la prevención con un estilo de vida saludable desde hoy.

Written by perú despierta

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Fuerza Compromiso Social alista su Asamblea Nacional para el 28 de agosto del 2021

Tokio 2020: Comité Olímpico Internacional afirma que “están preparados” para lidiar con el calor en competencias